domingo, 3 de junio de 2012

XTREMMAN SALOU

Después de acabar el año pasado el Ironcat, dije que sería la última triatlón de larga distancia que haría, pero al ver el ambiente de la Xtremman del 2011, ya me volvió a cojer el gusanillo, y siendo esta la que me lanzo a probar de hacer una prueba de este tipo, me propuse que sería el reto de este año, y como no, aquí estoy.

Han sido unos cinco meses de entreno, en los que he intentado mejorar la natación, que es lo peor que llevo, la bicicleta, por la dureza del circuito  y la maratón, que al igual es en lo que peor preparado llego, ya que he tenido muchas molestias musculares a lo largo de todo el año que no me han dejado cojer un ritmo cómodo .Y para acabar de arreglarlo, dos semanas antes de la prueba, me doy un golpe en la rodilla izquierda que me deja ko. Pero intento creer que en dos semanas el dolor puede pasar.

Esto son mis números de estos meses de entreno:
natación  200km
ciclismo   5000km
carrera    700km


Sábado:

Toca empezar a preparar todo para la carrera. Por la mañana, me dirijo a Salou a buscar la bolsa con los dorsales y de mas cosas, y a las 12h hacen el briefing en la Flasch Back.
De vuelta a casa, dejo listas las bolsas y la bicicleta, y  lo repaso todo mil veces para no olvidarme nada.
Por la tarde, otro viaje a Salou, para dejar todo el material en boxes junto con la bici. Me encuentro con mis compañeros de club, Victor y Arnau y nos vamos a tomar algo para ir aliviando nervios.
Ya en casa, meto en la bolsa todo lo necesario para la natación e intento descansar lo máximo.

Domingo:

El día comienza a las 4:45, para desayunar alguna cosa, preparar los bidones de agua y dirigirnos hacia Salou. Hoy han dado agua, y el cielo negro casi que lo reafirma, así que ya veremos que nos encontramos.

Ya hay bastante ambiente, y una vez coloco todo lo necesario en la bici, antes de ponerme el neopreno, (este año, con uno de verdad), me dirijo a la zona de pesaje, para controlar el peso antes y después de la carrera, dando un peso de 70kg.
Esto quiere decir que me he alimentado bien durante toda la semana.

Con el neopreno puesto, me acerco con Montse y los compañeros hacia la playa, para ir visualizando el circuito y las boyas. El agua esta un poco movida, pero hay que consolarse, siempre puede ser peor.


La hora se acerca, y a las 6h30´ tres cañonazos dan el inicio de la carrera.


Somos muchos participantes y el paso por la primera boya se hace un poco difícil, entre manotazos y patadas. El llegar a la segunda boya  se me hace enterno, también con mucha gente por medio. Lo único positivo de que haya tantos nadadores es que no me tengo que preocupar  de si voy o no bien dirigido. Pasamos la segunda y la tercera boya y volvemos hacia la salida ya un poco mas despejado.
Tocamos tierra, después de hacer una vuelta de 1550m, pasamos por el chip, y toca hacer otra vuelta de 2250m. Tengo que reconocer que me encuentro bastante cómodo nadando y a buen ritmo.
Por fin se acaba el agua, y ahora toca el primer cambio.


Después de la transición y de subirme a la bici, miro el reloj y me quedo sorprendido, ya que he hecho el sector de natación en menos de una hora. Tiempo oficial 54 minutos.

Nada mas empezar a pedalear, empiezan a caer las primeras gotas, acompañando la lluvia hasta Vilaplana, por lo que intento tomar muchas precauciones en la carretera.


En las Borges, al intentar cojer el bidón de agua, se me resbala de las manos, al estar mojado, pero como ya nos acercamos a Alforja para luego desviarnos a Vilaplana donde se encuentra el primer avituallamiento, pues no me sabe tan mal.
Aquí me da un bidón el Francesc, en la organización de la carrera, y comienza la subida mas larga del día, la Musara. Tardo 40´en coronarla a un ritmo precavido, en donde me adelantan unos cuantos triatletas, pero yo, a mi ritmo, que esto es muy largo.
Llegamos a Castillejos, donde esta el segundo avituallamiento, y donde me encuentro a Isaias y Pep Cabestany. Ahora  toca bajar, con mucho cuidado por el asfalto mojado hasta las Ventas de Pubill, donde me espera Montse, Toni, Ivan y Manel. Me dan un bidón y continuo hacia Poboleda.
Ha media subida, se me acerca una juez y me comenta que me tiene que expulsar de la carrera por la ayuda externa. Yo me quedo de piedra, ya que no lo esperaba, y después de estar un rato debatiendo el hecho, la juez me perdona y me saca una tarjeta amarilla, mal menor, ya que como mínimo podre acabar la carrera.

Ahora se me ha ido la logística un poco al agua, ya que Montse me tenía que esperar en la Figuera y en Falset para darme mas cosas, pero nada, me toca aguantar con lo que llevo encima. Aquí he pecado de pardillo, ya que sabía que no podía recibir ayuda externa, pero un bidón de agua????   Ahora ya lo se.



Después del susto, continuo hacia las Vilellas y Cabacés, a un buen ritmo, intentando subir la media un poco. A partir de aquí, volvemos a subir  hasta llegar a la Figuera, donde hay otro avituallamiento y donde me espera Montse.
Una larga y rápida bajada me deja en el Molar, para seguir hacia al Lloar sin dejar de subir. Aquí ya viene otro pollo del día, una rampa de 1,5km bastante dura hasta Gratallops, donde por casualidad, me encuentro al Cuñao.
Volvemos a bajar para volver a subir a Falset. No es muy dura pero constante, como el resto de subida que hemos hecho.
Otro avituallamiento, y veo a Montse por última vez hasta Salou.
De aquí nos dirigimos a Marça para subir a Colldejou, la última subida del día y el último avituallamiento, donde veo a Raúl, el gemelo y a Victor "pistolitas".
Una larga bajada hasta Montroig y toca llanear hasta llegar a Salou e intentar subir la media, aunque el aire de cara lo hace un poco complicado.
Llego a Salou con 6h23´, con un ritmo de 28.2km/h y un tiempo mucho mejor de lo esperado y sintiéndome muy cómodo sobre la bicicleta y habiendo disfrutado mucho en todo el circuito.
Hay que reconocer que la vuelta en bici es exigente, con unos 2700m de desnivel, pero tambien  expectacular.

Pie a tierra y me encuentro con Juanra, Lidia y Susana que me recuerdan mi tarjeta amarilla.

Dejo la bici en su sitio y recibo ánimos de mi amigo Raúl Gomez, mi maestro en la natación, gracias a él, he podido mejorar bastante en el agua.
Es hora de la penalización, cinco minutos parado, mientras charlo y saludo a mi familia.


Salgo a correr antes de las dos del medio día, sinceramente voy mucho mejor de lo esperado, y mas teniendo en cuenta el tiempo perdido con la juez y la penalización.



Hace mucha calor y la primera hora lo paso realmente mal, con mucha sensación de bochorno. Aun así, llevo un buen ritmo en los primeros 5km, a  4´30´´, con algunos indicios de rampas en los cuádriceps por la transición, que se me irán con el paso de los km.


No llevo  ni 10km y la rodilla izquierda empieza a darme por saco.Todavía gracias que la sensación de calor se me a disipado un poco.
Me quedan tres vueltas realmente horrorosas, con un dolor insufrible en  la rodilla que me obliga a ir parando de vez en cuando.
En la organización me encuentro con Iker, otro compañero de fatigas, que me va dando fuerzas cada vez que paso a su lado.
Voy recibiendo ánimos de muchos conocidos, Toni Marin (desde el principio al final), de compañeros de Blancafort, Marisol y famili...

Arnau va como una bala, y Victor y yo nos vamos cruzando caminando. Parecemos domingueros en la rambla.

En la última vuelta intento no parar ya que aunque me duele muchísimo la rodilla, el volver arrancar es peor.
Montse me acompaña un rato, dándome ánimos y ya solo pienso que el calvario se termina.


¡Se acabo!, y vuelvo a ser finisher por segunda vez, con un tiempo de 11h34´59´´


Hago la maratón en 4h13´, y cada vez que lo pienso, se me caen los "güevs" al suelo.
Pero puedo estar contento por haber acabado  dadas las circunstancias de la penalización y por la maldita rodilla.
Por otro lado creo que sin estos contratiempos, hubiese rondado las 11h, pero eso ya no lo sabré.


Me dan la medalla y la camiseta de finisher, y vuelvo a pesarme. He perdido 2.5kg


Después de cambiarme y comer un poco de pasta, me encuentro con muchos colegas que me van felicitando, Toni Marin, Quico Mata, Juan y Manolo Gonzalez, Isi, Agusti, Juanra, Lidia, Susana,....

Gracias a todos por el apoyo mostrado antes y durante la carrera.